Gran variedad de especies por el río Arga en plena ciudad

Para no perder mis costumbres, los últimos días me he aireado por los paseos fluviales que el río Arga tiene a su paso por Pamplona. Para ello me he visitado desde San Jorge hasta la Txantrea recorriendo con mis prismáticos cada rincón y cobijo del río en la compañía de mis buenos amigos de pajareo Oscar Lecumberri y Mikel Goñi.

Dos días (30-12-2014 y 4-1-2015) que la verdad tuvieron muy buenos resultados con un total de especies (casi 50 en un total de 100 hectáreas) y con avistamientos mucho más que interesantes, que culminaron con una buena comida de hermanamiento navideña… jejeje

Como siempre, las más habituales en este tipo de hábitat fueron los ánades reales en el agua (incluso comienzan a verse las primeras cópulas) y las palomas, tórtolas turcas, picarazas, mirlos y gorriones en los alrededores.

Muy comunes las aves de tamaño pequeño como son los petirrojos, que aumentan la población por estas fechas con ejemplares invernantes, los carboneros, herrerillos y mitos.

Petirrojo (30-12-2014)

Petirrojo (30-12-2014)

También los mosquiteros se dejan ver y oír con cierta facilidad, aunque como son animales más inquietos no son tan fáciles de fotografiar… A pesar de ello, alguno de vez en cuando sale de las espesuras de ramas y hojas y se expone un poco más para poder verlo en condiciones.

Mosquitero común (4-1-2015)

Mosquitero común (4-1-2015)

Otras igualmente chiquitas y que se camuflan a la perfección son los agateadores comunes, que trepan con suma facilidad por los árboles desde abajo hasta arriba caminando en forma de espiral y que una vez llegan a la zona alta del árbol vuelan hacia otros árboles.

Agateador (30-12-2014)

Agateador (30-12-2014)

Muy destacable la presencia de tres especies de pícidos durante mis paseos.

Por un lado el pito real que no esperábamos y que nos apareció entre la Magdalena y la Nogalera de Burlada. Lo descubrimos en vuelo y se posó muy lejos, pero yo creo que salió de unos chopos que acabábamos de sobrepasar unos metros atrás… Una pena el no haberlo visto antes!

Por otro lado, los picos picapinos, muy alborotadores, y de los que se oyen varios ejemplares por muchos lugares del río. A bote pronto (y sin ninguna base científica) diría que en Pamplona cada vez son más abundantes, más fáciles de observar o aunque sea de escuchar.

Pico picapinos (4-1-2015)

Pico picapinos (4-1-2015)

Y por otro lado, para acabar con los pájaros carpinteros, un pico menor en lo más alto de un árbol.

Este sí que es mucho más difícil de observar. En primer lugar por su diminuto tamaño; en segundo porque no es tan sonoro, cantarín y escandaloso como los demás pícidos (aunque sí que es cierto que yo lo detecté por el canto) y tercero porque suele andar en las zonas más altas de los árboles.

Pico menor (4-1-2015)

Pico menor (4-1-2015)

Está claro que allí esta especie tiene un territorio bien definido, porque es donde la suelo observar por Pamplona y donde la vi criar hace un par de años, pero a pesar de saber que allí está presente ni mucho menos la observo en la mitad de mis salidas por allí… es más, no creo que llegue ni al 20% de salidas detectando pico menor, así que como imaginaréis, aunque el animal estaba alto, siempre es ilusionante el poder verlo.

A todas estas residentes, sumo muchas aves invernantes; zorzales alirrojos, picogordos y cormoranes fueron de las más abundantes. Los picogordos eran bastante más escasos que en otros parques de Pamplona, pero alirrojos llegué a contar 30 cerca de los caballos de Goñi, y cormoranes 10 en un árbol seco en la Magdalena, y 6 en otro árbol seco donde la presa de san Jorge.

Cormorán grande (30-12-2014)

Cormorán grande (30-12-2014)

Algunos otros se veían nadando y en vuelo, pero la verdad que al igual que los picapinos, año tras año la presencia de esta especie parece que va en ligero aumento.

Además, pude observar también especies que aunque son comunes en los jardines de Iruña, no son fáciles de ver, como suelen ser los zorzales comunes, de los que había media docena en la Magdalena o los acentores comunes.

Zorzal común (4-1-2015)

Zorzal común (4-1-2015)

Muy interesante también la gran variedad de rapaces que pudimos disfrutar durante uno de los dos días (concretamente el segundo) en una superficie muy pequeña y que volaban continuamente controlando todo desde el aire.

No faltó el cernícalo habitual, que campeaba la zona de Irabia y que llegaba a acosar a un ratonero común hasta echarlo de la zona.

Cernnícalo vulgar (4-1-2015)

Cernícalo vulgar (4-1-2015)

Lo que las cornejas no habían conseguido intentando intimidar al precioso ratonero posándose a su lado, lo conseguía el pequeño macho de cernícalo.

Ratonero y cornejas (4-1-2015)

Ratonero y cornejas (4-1-2015)

El ratonero permanecía tranquilo en el poste con las cornejas al lado, y de hecho, aunque estas le miraban pasaba por completo de ellas y parecía tranquilo.

Pero de repente, el ratonero voló de su oteadero y pasó por encima de mi cabeza muy cerca…

Ratonero en vuelo (5-1-2015)

Ratonero en vuelo (4-1-2015)

Entonces es cuando fue acosado por el cernícalo vulgar, que de repente apareció de la nada.

Cernícalo acosando a un ratonero (5-1-2015)

Cernícalo acosando a un ratonero (4-1-2015)

No sé si lo habría visto antes que yo y por eso echó a volar o si el cernícalo se percató de su presencia cuando este estaba ya cicleando, pero el caso es que le acosó, se le tiró hasta tres veces y tras un buen espectáculo la rapaz más grande abandonó la zona…

Buenos minutos antes un halcón peregrino había sobrevolado la zona de los caballos de Goñi muy alto, y de vez en cuando algún milano real cicleaba también por el lugar, así que en rapaces urbanas había estado el día mucho más que bien.

Divertido fue disfrutar de un gran bando de más de 400 gorriones chillones que andaba en los cables del tendido eléctrico de la zona.

Parte de los gorriones chillones (4-1-2015)

Parte de los gorriones chillones (4-1-2015)

La verdad que era un auténtico espectáculo el verlos volar en un bando gigantesco, que de vez en cuando abandonaba los cables para posarse en el campo y picotear en el suelo, y que sucesivamente realizaba la misma operación volviendo a posarse en los cables.

Gorriones chillones en vuelo (4-1-2015)

Gorriones chillones en vuelo (4-1-2015)

A veces lo hacían sin el yo saber porqué, pero otras veces lo hacían cuando alguna rapaz pasaba cerca y sobrevolaba la zona… Que pena que no tuve ningún episodio de intento de caza, porque la verdad que estaba en primera fila para disfrutarlo…

Chillones en el cable (4-1-2014)

Chillones en el cable (4-1-2014)

También en la misma zona buena concentración de escribanos soteños. Hasta 26 ejemplares diferentes llegué a contar, y la verdad que un dato a tener en cuenta, ya que siempre había observado por allí ejemplares sueltos.

Esta vez en cambio en varios grupillos muy cercanos se contabilizaban un montón, que de vez en cuando volaban y cambiaban de matorrales, junto a alguna tarabilla común.

Escribano soteño (4-1-2015)

Escribano soteño (4-1-2015)

No faltaron tampoco los verderones, los jilgueros, los pinzones, los colirrojos tizones, las currucas capirotadas y los chochines y ruiseñores bastardos que cantaban entre los matorrales muy difíciles de ver…

Muy curioso son las cigüeñas de la Magdalena que ya están en la zona preparadas para criar. Cada vez vienen antes… Y de hecho en Cuatrovientos en mi primera excursión por el río observé 4 ejemplares que parecía que volaban hacia el norte… ¿estarán ya migrando para el norte?

Cigüeña (30-12-2014)

Cigüeña (30-12-2014)

En el río además varias garzas (que de vez en cuando abandonan el agua para intentar cazar o descansar en zonas de campo más abiertas), martines pescadores y las típicas gallinetas y lavanderas cascadeñas…

Garza real (4-1-2015)

Garza real (4-1-2015)

Como gran sorpresa un grupo de 5 gaviotas reidoras que sobrevolaban el curso del río y que fueron una muy importante sorpresa, ya que son de esas aves que nunca esperas por Pamplona pero que de vez en cuando hacen aparición.

De la misma forma, aunque el río no es su hábitat más típico también se pueden ver grajillas en los jardines o que se desplazan de un lado a otro de la ciudad, sobre todo muy cerca de las murallas.

Estorninos negros y pintos son comunes estos días en los caballos de Goñi, al igual que las cogujadas comunes, los bisbitas pratenses o las decenas de lavanderas blancas (entre las que localicé una lavandera blanca enlutada) que picotean por el suelo en busca de comida mientras los gorriones molineros siguen dominando allí los arbolillos junto a gorriones comunes.

Para acabar muy dudosa fue la presencia de esta gran rapaz; en vuelo me pareció un azor, pero que la verdad que no me atrevo a certificar 100%, ya que en foros de internet la gente también tiene dudas entre azor o gavilán… Unos se decantan por azor, y otros por gavilán… A mi estas dos especies me traen por el camino de la amargura, y si entre grandes expertos no se ponen de acuerdo pues imaginaros la dificultad… A mí como ya he dicho me dio la impresión de azor por ser un animal “tocho” y compacto, menos estilizado que el gavilán, pero a saber, porque la verdad es que estaba muy alto…

Posible azor (4-1-2014)

Posible azor (4-1-2014)

Así que ya podéis ver la gran variedad que estos días se puede observar. 48 especies diferentes en un par de días recorriendo el río en plena ciudad en muy buena compañía, así que como se suele decir “Quien tiene un amigo (si es pajarero mejor… jejeje) tiene un tesoro”.

Agateador boca abajo (30-12-2014)

Agateador boca abajo (30-12-2014)

Anuncios

Acerca de Danieltxo

Pamplona, Navarra (1984); dgarciamina@gmail.com
Esta entrada fue publicada en Extrarradio IV (Magdalena-Nogalera), Extrarradio V (Miluze), Río Arga y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Gran variedad de especies por el río Arga en plena ciudad

  1. Mikel dijo:

    Fabuloso Dani!! Menuda jornada…..vamos, de las que tú te pegas.
    Ese gavizor……pues eso…muy dudoso. Si dices que era muy tocho podría ser una hembra de Azor. Parece que tiene las “caderas” anchas y la cola no es excesivamente larga aunque ese tono rojizo que presenta podría hacernos decantarnos por un gavilán macho…pero sería poco mayor que un cernícalo.
    A mí me parece un Azor.

    • Danieltxo dijo:

      Muchas gracioas Mikel!!! La verdad que fue una mañana muy intensa y muy pero que muy buena!!! y el gavizor como bien dices una pena no poder decir con certeza… Yo lo único que descarto es la que tu dices, macho de gavilan… jejeje! demasiado grande!!! A ver si vuelve a aparecer por allí y ando más avispado!!! Cuidateeeee

  2. Mikel dijo:

    Ah! Y sí. Las Cigüeñas ya están subiendo según me ha dicho Ricardo Rodriguez…anda por el Culebrete leyendo anillas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s