Madrid I; Pajareando en los parques de la ciudad

Hace unos días pasé una semanilla en Madrid, donde como la “cabra tira al monte” y yo soy poco de turismo histórico, monumentos, iglesias, catedrales y demás, buscaba mi espacio en diferentes zonas de la capital española.

Por ello, dediqué tiempo a pajarear y bichear en diferentes sitios tantos de la propia ciudad como de los alrededores donde podía encontrar aves interesantes.

El primer lugar del que hablaré será Madrid capital, donde los buenos y grandes parques esconden muchas cosas que a priori no nos esperamos. Así que por los jardines del Retiro y otros parques pasé un día entretenido junto a mi hermana Andrea García (23-9-2015) donde aunque la variedad de aves no fue muy grande (me dio la impresión de que los parques pamplonicas tienen más variedad de avifauna), sí que tuve buenos momentos y no tuve tiempo de aburrirme.

El parque de “El Retiro” fue en el que más tiempo pasé y en el que vi las cosillas más interesantes. Otros simplemente fueron visitados con cortos paseos y sin nada nuevo que no hubiera visto en el parque citado y de grandes dimensiones.

Cartel de "El Retiro" (23-9-2015)

Cartel de “El Retiro” (23-9-2015)

Como es lógico, en este tipo de parques no faltaban las típicas aves que inundan los jardines de todo nuestro territorio y ciudades, que aunque parezca en muchas ocasiones que no tienen vida, no es así y tienen un buen listado de aves comunes y si las buscas bastante fáciles de ver.

Es el caso de las picarazas y los mirlos. Allí mucho más abundantes las primeras que las segundas. Las picarazas andaban continuamente en la hierba buscando alimento, mientras que los segundos andaban cerca de setos en los que se escondían y no eran tan numerosos como lo son en Pamplona.

Picaraza sobre un monumento del parque (23-9-2015)

Picaraza sobre un monumento del parque (23-9-2015)

Los gorriones no faltaban a la cita con ejemplares en varias zonas. Tanto machos como hembras se encontraban en diferentes zonas formando grupos de varios ejemplares, sobre todo en zonas donde había restos de migas u otras cosas que les podían servir de alimento.

Hembra de gorrión común (23-9-2015)

Hembra de gorrión común (23-9-2015)

Macho de gorrión común (23-9-2015)

Macho de gorrión común (23-9-2015)

Además, en las zonas de agua y distintos laguillos abundaban los ánades reales, además de otras especies de patos domésticos. Supongo que la mayoría de ánades serían también domésticos, pero puede ser también que provengan de poblaciones silvestres que se hayan domesticado.

En estas masas de agua también había buena cantidad de tortugas, en todos los casos tortugas exóticas que habrán sido echadas al agua por la gente que las tenía como mascota y se cansaron de ellas, ya que todas parecían galápagos de Florida de orejas rojas y orejas amarillas. Una pena que usemos en muchas ocasiones la fauna como mascota, y que nos cansemos de ella y la soltemos en el medio natural, ya peor encima si se trata de fauna exótica, que se suele convertir en invasora creando un fuerte peligro para la fauna autóctona y local.

Tortugas exóticas (23-9-2015)

Tortugas exóticas en uno de los lagos (23-9-2015)

En grandes ciudades, desde hace años se han asentado buenas poblaciones de palomas torcaces. Es el caso de Madrid, Barcelona, Zaragoza… y otras capitales europeas como Londres, Lisboa… En Pamplona aún so se ven, pero supongo que poco a poco llegarán… Yo alguna cita ya tengo, pero no sé si son ejemplares puntuales o están asentados.

Grupo de torcaces (23-9-2015)

Grupo de torcaces (23-9-2015)

Estas palomas, muy típicas en Madrid, son más grandes que las bravías-domesticas, también presentes allí pero que parecen menos abundantes, o por lo menos en estos jardines se dejan ver menos.

Además, una característica mancha blanca en ambos lados del cuello le diferencia de la que estamos acostumbrados a ver y la hace inconfundible.

Pareja de torcaces (23-9-2015)

Pareja de torcaces (23-9-2015)

Y otra especie muy asentada en Madrid que nunca tenían que haber aparecido son las cotorras argentinas. Es otro caso de fauna exótica invasora muy claro y que genera muchos daños y buen gasto económico a las Administraciones.

Pareja de cotorras (23-9-2015)

Pareja de cotorras (23-9-2015)

Las cotorras argentinas, es otro animal que ha llegado de forma antinatural a nuestro continente. A través de sueltas y escapes de particulares, se ha ido extendiendo y se ha conseguido reproducir, lo que ha hecho que poco a poco cada vez cubra más superficie en nuestro pais.

Además de ser competencia para la fauna autóctona y competir por alimento y los mejores hábitats y refugios, construye unos inmensos nidos a base de ramas que pueden pesar tranquilamente cientos de kilos y que coloca en lo alto de árboles, con el peligro de que caiga al suelo y pueda ir a parar a la cabeza de cualquier paseante o viandante.

De hecho, las Administraciones gastan un dineral en eliminar nidos peligrosos, y por lo que se hay programas en los que se les alimenta con pienso adulterado que las hace estériles… Eso sí, con la cantidad de cotorras que hay ya instaladas en estas grandes ciudades, difícil acabar con el problema…

Cotorra argentina en una rama (23-0-2015)

Cotorra argentina en una rama (23-0-2015)

Así que mucho cuidado con lo que hacemos y con lo que compramos, que ya veis que pueden parecer unos animales totalmente inofensivos y tienen un peligro que no es medible… Cuidado con nuestros actos que pueden tener consecuencias muy graves… (de todo esto de especies exóticas estoy preparando una futura entrada en el blog en el que trataremos el tema más a fondo).

Y entre este ave exótica, muy tranquila, confiada y acostumbrada a las personas, se podían observar de vez en cuando por allí aunque en densidades bastante bajas y que costaba localizar, aves habituales en este tipo de lugares; tal es el caso de carboneros, petirrojos y herrerillos.

Carbonero (23-9-2015)

Carbonero en una zona ajardinada del Retiro (23-9-2015)

Y aunque muy pequeñas, casi todas menores a la media docena de ejemplares, se observaban varias bandadas de estorninos negros, que en ocasiones se mezclaban con las cotorras ya citadas.

Ni un estornino pinto, pero bueno, estarán al caer yo creo…

Estornino negro (23-9-2015)

Estornino negro (23-9-2015)

También buen número de papamoscas cerrojillos, que continuaban esos días en paso con buenas densidades y han sido muy abundantes durante este mes de septiembre. Se veían por todos los lados y han sido sin duda alguna una de las aves más comunes durante este final de verano.

A destacar la presencia de pitos reales. Una especie de pájaro carpintero que cría y se ve bastante fácil por “El Retiro” y que además, al estar acostumbrado a la gente, ya que aquello es un parque con mucho meneo tanto de paseantes, como de corredores como de turistas o personas que van allí a relajarse, leer o demás, es bastante confiado y se deja acercar a buenas distancias para poder disfrutar de él, ya que en campo abierto es un animal muy pero que muy esquivo.

Pito real en el jardín (23-9-2015)

Pito real en el jardín (23-9-2015)

Si no me equivoco vi un par, aunque uno lo perdí enseguida en la espesura de un árbol al que voló. En los hierbines, buscaban alimento entre las hierbas, supongo que gusanos y otros insectos, de los que se alimentaban a buen ritmo y sin parar.

A pesar de también estar acostumbrado a las personas, eran algo más desconfiados que las cotorras o torcaces, pero a pesar de ello con los prismáticos era una gozada poder observarlos. En el monte son mucho más esquivos, y fáciles de escuchar pero no tanto de ver.

Pito real en el árbol (23-9-2015)

Pito real en el árbol (23-9-2015)

Entre gusano y gusano en el suelo, subían a los troncos de los árboles, donde picoteaban y aprovechaban también para acicalarse y acomodarse el vistoso plumaje.

Rascándose (23-9-2015)

Rascándose (23-9-2015)

De colores muy llamativos, con unos verdes  y amarillos muy intensos, con un buen bigote negro y con un capirote rojo que destaca en su cabeza, es un ave muy vistosa y de las que siempre da alegría observar.

Pito real posado (23-9-2015)

Pito real posado (23-9-2015)

Pito real de espaldas (23-9-2015)

Pito real de espaldas (23-9-2015)

Además, tenemos bastante generalizado que los pájaros carpinteros están asociados a zonas totalmente forestales, bosques con arbolado maduro, lejos de las ciudades… Y ya veis que no es así… en zonas de parques, paseos por la orilla del río donde haya buenos árboles, son aves bastante comunes (sobre todo el pico picapinos, otra especie de pájaro carpintero) a pesar de estar en los interiores de buenas urbes.

Durante mi paseo por “El Retiro”, también buen número de mosquiteros musicales y alguna que otra lavandera blanca.

Lavandera blanca en una rama (23-9-2015)

Lavandera blanca en una rama (23-9-2015)

Y como muy interesante para acabar con la fauna de este parque y zonas de alrededor, las ardillas. Un divertido mamífero que gusta a todo el mundo y que siempre es curioso poder ver.

Ardilla agarrada a un tronco (23-9-2015)

Ardilla agarrada a un tronco (23-9-2015)

También tenemos la imagen de este pequeño roedor como típico de bosques, y de nuevo volvemos a ver que si prestamos atención es sorprendente y lo tenemos en medio de Madrid. ¿Como habrá llegado?

Entre los paseantes, en muchas ocasiones pasaban desapercibidas, ya que cada uno allí iba a lo suyo, y si no pasaba muy cerca o corría delante de la gente era como si nada. Muy pocos prestaban atención a estos bichillos, una verdadera pena, porque yo por ejemplo disfruté como un enano, sobre todo de uno de los ejemplares.

Ardilla en el jardín (23-9-2015)

Ardilla en el jardín (23-9-2015)

Muchas andaban en jardines y enseguida subían a las copas de los árboles más frondosos, perdiéndose de vista enseguida, pero si que tuve la suerte de disfrutar de una que se alimentaba la mar de tranquila de una nuez agarrada a un tronco y boca abajo de uno de los árboles.

Ardilla comiendo una nuez (23-9-2015)

Ardilla comiendo una nuez (23-9-2015)

Postura un poco incómoda para comer… ¿No os parece? jejejejejeje.

Comiendo tan tranquila colgando del árbol (23-9-2015)

Comiendo tan tranquila colgando del árbol (23-9-2015)

Y este curioso ejemplar, me llamó mucho la atención, ya que tras comer la nuez, bajó al suelo y comenzó a arrancar hierba como si no hubiera mañana…

Con ayuda de las manos se la metía en la boca, pero no la tragaba…

Ardilla con hierba en la boca (23-9-2015)

Ardilla con hierba en la boca (23-9-2015)

Fue muy curioso, ya que estuvo así algún minutillo ante varias personas que nos juntamos a su alrededor a observarla.

Con la boca llena (23-9-2015)

Con la boca llena (23-9-2015)

Sería para comer? (23-9-2015)

Sería para comer? (23-9-2015)

De vez en cuando parecía que le entraba un demonio en el cuerpo y se ponía a saltar y a correr de lado a lado, todo alborotada y loca perdida…

La verdad que un comportamiento muy raro del que no tenía conocimiento ni había observado antes. Y parecía que a mí no era al único al que llamaba la atención, ya que una picaraza también se acercó hasta la juguetona ardilla y la observaba desde una distancia prudente.

Ardilla con la picaraza (23-9-2015)

Ardilla con la picaraza (23-9-2015)

Parecía que la urraca quería defender el territorio, pero la ardilla seguía a lo suyo metiéndose hierba a la boca pero sin tragarla ni masticarla pasando totalmente de la presencia del córvido.

Con hierba en la boca antes de huir del lugar (23-9-2015)

Con hierba en la boca antes de huir del lugar (23-9-2015)

Con todo ello se llenó la boca, y cuando ya no le cabía más, tras una buena carrera se subió a un árbol muy tupido y ya allí la perdí de vista… ¿Tendría allí nido? Pues la verdad que tiene muchos boletos que fuera hierba para crear un nido y poder criar en lo alto de aquella conífera a la que subió, pero no sé si de cara a invierno son las mejores fechas….

Subiendo al árbol (23-9-2015)

Subiendo al árbol (23-9-2015)

¿Alguien puede dar algo de luz sobre esta divertidísima ardilla y su comportamiento? yo creo que será que se está preparando para la cría, pero no lo tengo del todo claro…

Así que ya veis, con esta amiga peluda acabo mi primera entrada sobre mis días de pajareo por Madrid, y en honor a la zona visitada diré que como decía Francisco Umbral, “parece que hoy toca hablar de Madrid. Madrid es una gran ciudad, o por lo menos una ciudad grande”.

Fotografiando una ardilla (23-9-2015)

Fotografiando una ardilla (23-9-2015)

Anuncios

Acerca de Danieltxo

Pamplona, Navarra (1984); dgarciamina@gmail.com
Esta entrada fue publicada en Buscando muy a lo lejos.... Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Madrid I; Pajareando en los parques de la ciudad

  1. jonacua dijo:

    Muy guapas la fotos de la ardilla y el pito real!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s